Normas del programa

Las normas del programa de las 300 sentadillas son simples:

  1. Haz el test. Este test te permitirá elegir el más adecuado ciclo de ejercicios.
  2. En base al resultado del test, eliges el ciclo para empezar el ejercicio. Por ejemplo si haces 27 sentadillas, inicias el programa del ciclo 21-40. Si hiciste 43, empiezas el de 41-60, etc.
  3. Tienes que hacer ejercicios de acuerdo con las recomendaciones de ese ciclo. Recuerda que entre los días de ejercicios debes hacer por lo menos un día de descanso, y después de 3 días puedes hacer un intervalo de descanso de al menos dos días. A los músculos no le gusta el cansancio, y si exageras, tu eficiencia fisica en vez de aumentar, empecerá a caer. Algunas personas pueden notar que los descansos prolongados producen mejores resultados. También debes recordar que con la edad, el tiempo necesario para la recuperación se prolonga.
  4. Si en el curso del ciclo, no pudiste hacer el ejercicio para el día, no te preocupes. Tómete un tiempo para el descanso - así que dentro de dos o tres días comienzas el ciclo desde el inicio. Por cada intento que hagas tu fuerza y resistencia se irán incrementando, para finalmente llegar al éxito.
  5. Cuando termines con éxito el ciclo, tómate un tiempo para el descanso para recuperarse. Como regla general, la duración del descanso no puede ser inferior a dos días.
  6. Después del descanso, hacer un test. Recuerda en hacer un calentamiento previo antes del test y después de este test tómarte un tiempo para descansar para la regeneraración (min. 2 días). El test te indicará que ciclo debes elegir en la siguiente etapa. Durante el test no trates de hacer trampas. Es mejor repetir el ciclo una vez más que ir a la siguiente etapa, a la que todavía no estamos preparados.
  7. Después del descanso, iniciar la ejecución del siguiente ciclo.
  8. Repite el esquema hasta que llegues al último ciclo. Ahora ya estás en buena forma.
  9. Después de la exitosa ejecución del último ciclo de ejercicios, tómate un tiempo para el descanso, relajate y haz el test otra vez. Esta vez hay posibilidad de que puedas llegar a las 300 sentadillas. En caso de que no lo consigas las 300, no te desanimes. Repite el último ciclo de ejercicios e inténtalo nuevamente. Por cada intento que hagas te ayudará a incrementar tu fuerza y resistencia hasta alcanzar el éxito.

¡Buena suerte!